Viaje a Corea del Sur

Aprovechando que tenemos dos días de fiesta por semana santa (viernes y lunes), he pedido dos días más y viajaremos por Corea del Sur durante 6 días. Esta noche salimos de Pekín rumbo a Seúl y volveremos el 7 de abril.

mapa

Tengo mucha curiosidad por visitar Corea del Sur después de haber leído y escuchado maravillas sobre el país y sus habitantes. Los coreanos tienen fama de ser más abiertos y amigables que sus vecinos japoneses y chinos y su nivel educativo es muy alto. Hay poquísimos coreanos jóvenes que no hablen dos o tres idiomas y no toquen algún instrumento musical, por poner dos ejemplos.

Tras una vertiginosa recuperación económica tras la sangrienta guerra de Corea, el país ha emergido como una potencia tecnológica, y empresas como Samsung o LG han desbancado la hegemonía japonesa en la electrónica de consumo y van ganando terreno en el competitivo mercado de teléfonos móviles. El país dispone una de las redes de Internet más rápidas del mundo y por poner un ejemplo es el país tras Japón en el que más televisión se ve en el móvil gracias a su propio sistema de televisión digital (que permite sintonizar los canales con calidad digital en cualquier parte del país)

samsung_1sonyvssamsunghaptic_pop_2_1239069867236

Pero a parte de la tecnología, el país se ha puesto de moda en gran parte debido a la calidad y frescura de los contenidos audiovisuales que produce. Es lo que se conoce como la “korean wave”. Las películas coreanas ganan certámenes internacionales, sus series de televisión tienen audiencias millonarias dentro y fuera del país y desde Seúl surgen muchas modas que invaden el resto de países asiáticos.

old-boyhierro3

Los cantantes y actores coreanos son idolatrados por adolescentes de todo el mundo y cada vez surgen más páginas, blogs y grupos de gente que tienen en común su afición por todo lo que viene de Corea.

actricespopidols_kor_wave

También es reciente la proliferación de restaurantes de comida coreana, una gastronomía deliciosa todavía por descubrir en el resto del mundo. En Pekín hay muchas barbacoas y restaurantes coreanos, en los que nunca puede faltar el kimchi, un plato elaborado a base de col china fermentada imprescindible para acompañar cualquier comida. Todo lo que he probado de comida coreana me ha encantado, aunque he de admitir que aún me queda muchísimo por descubrir.

barbacoakorean foodkimchi

Pero aparte de las modas, que vienen y van, a mi me interesaba viajar más allá de la ultra-moderna Seúl y buscar los resquicios de la cultura tradicional coreana, visitar la antigua capital de imperio de Silla (uno de los imperios asiáticos con mayor duración en el tiempo) Gyeong-ju, recorrer templos y palacios, pasear por pequeñas aldeas alejadas del bullicio de las grandes metrópolis y disfrutar de los hermosos paisajes de los que se enorgullecen los coreanos. También quería dormir en una casa tradicional (hanok), disfrutar de la famosa sauna coreana y saborear los sabrosos platos de su gastronomía.

folk village (Medium) Beomeosa_Temples

La cultura coreana bebió muchísimo de la cultura China, tanto en sociedad (adoptando los principios del confucianismo), religión (budismo) y en muchas otras facetas culturales y filosóficas. El país siempre ha vivido en la sombra entre dos gigantes (China y Japón) que se han disputado sus territorios en repetidas ocasiones, pero ha luchado repetidamente por mantener su independencia y tradiciones culturales.

wedding seokgrutan

El pasado siglo fue especialmente duro para los coreanos. Primero sufrieron la invasión y posterior represión por parte de los japoneses. Es comprensible el odio que muchos coreanos tienen a los japoneses, éstos gobernaron el país durante la primera mitad del siglo XX con mano de hierro. Reprimieron cualquier movimiento independentista con crueldad, prohibieron el uso del coreano en escuelas y universidades, y trataron de borrar del mapa toda la cultura coreana imponiendo la suya propia. Incluso forzando a la población a que adoptara la religión sintoísta. Todavía hoy los japoneses no han pedido perdón por las muertes y violaciones que llevaron a cabo, y cada miércoles mujeres coreanas que fueron esclavas sexuales protestan en la embajada japonesa en Seúl.

Los japoneses, tras robar y esclavizar al pueblo coreano todo lo que pudieron para alimentar su despiadada maquinaria de guerra, no tuvieron más remedio que abandonar el país tras perder la segunda guerra mundial. Entonces fue cuando los estadounidenses entraron en Corea, país clave para asentar sus bases y controlar el Japón de postguerra. Los rusos, viendo que los americanos se posicionaban en Seúl también tomaron posiciones en el norte de Corea y, por si los coreanos no hubieran sufrido bastante acabó estallando la guerra de Corea. Una triste consecuencia de la guerra fría entre Rusia y Estados Unidos que provocó que un país homogéneo acabara dividido en dos partes: tres millones de muertos, cientos de miles mutilados y millones de heridas psicológicas imposibles de curar. Muchas familias siguen hoy en día divididas tras una lucha fraticida que llevó a un pueblo unido a luchar contra sí mismo por la presión y el entrometimiento de fuerzas extranjeras.

korean war

seoulnnTras la guerra, la ocupación americana continuó (y hoy aún continúan habiendo muchas bases militares americanas) y se pasó a una dictadura. Tras varias décadas tumultuosas, se dio paso por fin a la democracia y a un imparable crecimiento económico que ha llevado al país a los primeros puestos del mundo en desarrollo y bienestar.

Hoy en día Corea del Sur es un país orgulloso de sí mismo, que mira hacia el futuro sin por ello olvidar el pasado. Un país moderno pero tradicional. Con tradiciones culturales arraigadas y que se ha ganado a pulso sus logros económicos. Durante varias décadas tras la guerra toda una generación se sacrificó sufriendo las jornadas laborales más largas de los países industrializados para que la nueva generación sea dueña de su futuro.

He leído mucho sobre el país, he visto documentales y películas sobre la guerra de Corea, y sigo los rifirrafes con el vecino del norte en las noticias. Tras mes y pico leyendo guías, wikipedia y páginas de Internet he dado con una combinación de días y ciudades que visitar. Aunque sin duda tendré que volver ya que 6 días no dan para mucho, más teniendo en cuenta que muchos de los destinos más bonitos en Corea son montañas, islas (como la volcánica de jeju), parques nacionales y naturaleza. Son destinos que no se pueden ver a la carrera y que por tanto hemos dejado para la próxima ocasión.

El itinerario que seguiremos será:
Seúl: Una de las ciudades más modernas y dinámicas del mundo, con más de 10 millones de habitantes (área metropolitana 25). Es la capital desde hace 600 años y tiene un gran número de atractivos turísticos, palacios, templos y demás.

seoul2 palacio k
Busan: Ciudad portuaria en el sur del país, la segunda más grande con 4millones de habitantes. Tiene un impulso propio, menos cosmopolita que Seúl y según dicen con mucha mayor calidad de vida. Famosa por su próximas playas, por tener el mayor mercado de pescado de Corea y por el templo de Beomeo-sa, uno de los cinclo templos más importantes de Corea.

busan market busaan
Gyeong-ju: Una tranquila ciudad en el sur del país en la que dormiremos en una casa tradicional. Fue la capital del imperio de Silla, el imperio más poderoso e importante del país a nivel histórico y cultural. Es conocida como “el museo sin paredes” por la gran cantidad de tesoros históricos y patrimonio cultural de la ciudad. Las zonas históricas de la ciudad (en las que destacan las tumbas de los emperadores) han sido designadas patrimonio de la humanidad por la UNESCO. Desde allí visitaremos dos de los templos más importantes de Corea: Seokguram y el templo de Bulguska .

523px-Korea-Gyeongju-Landmarks-Montage-01

Para nuestra estancia en Gyeong-ju elegí una casa tradicional coreana (hanok) donde dormiremos dos noches en futones al estilo coreano tradicional. Gracias al blog sobre Corea  ”paella de kimchi” de donde encontré la información y de donde he extraido ésta foto de la casa: 

casa tradicional

Yandong: Un pueblo tradicional coreano, protegido por el gobierno coreano como ejemplo de la vida tradicional coreana, de cómo vivía la aristrocracia y de las tradiciones neo-confucionistas.

800px-Korea-Gyeongju-Yangdong_Village

Suwon: la última ciudad amurallada de Corea, a 30kms al sur de Seúl.

800px-Hwaseong_Third_North_Secret_Gate_and_Dongbuk_Gangnu_-_2009-03-01
A la vuelta os contaré mis impresiones sobre Corea. Haré muchos fotos, videos y seguro que volveremos con muchas historias que contar. Las expectativas son muy altas, pero estoy seguro que no nos va a decepcionar.

3 criticas en “Viaje a Corea del Sur”

  1. wow!! me encanto este articulo!!
    quien como tu q se va a corea te deseo lo mejor en tu viaje^^
    y gracias por todo el informe sobre Corea…
    sii muchas fotos!! diviertete^^

  2. Yep tio, te has buscado un buen itinerario, no me cabe duda la cantidad de curro que esto requiere ;) , así que ahora queda pasárselo bien y disfrutar de la cultura y costumbres coreanas.

    Vaya pupurri de culturas te estás comiendo en tan poco tiempo, vas a volver a pekín mareado, xD.

    Por cierto, hay una cosa que me gusta mucho, que busques lo tradicional de cada lugar… desde mi punto de vista, en lo tradicional radica lo más bello y único de cada cultura.

    Pues na tio, ale, a disfrutar como un loco y luego a contarnos ^^.

  3. Wow, qué sorpresa que un español supiera correctamente la historia y las situaciones que están procesando en región asiática. Yo también he trabajado por un año en el sucursal de LG ubicado en Pekín. A veces añoro el tiempo que tenía allí.