Archivo para Diciembre, 2009

30
Dic

FELIZ NAVIDAD Y PROSPERO AÑO NUEVO

   Publicado por: admin  en FELIZ NAVIDAD

Desde unas islas en el Caribe de PAnama, torrandonos al sol, viendo peces tropicales y comiendo marisquito, Marta y yo os deseamos a todos Feliz Navidad (con retraso) y un Prospero Año Nuevo!!!! Y esperamos que todos nos echeis de menos y os acordeis de nosotros en estas fiestas, y os de taaaaanta pena que cuando volvamo nos hagais una comilona con tablas de ibericos, gambas a la plancha, pate, percebes, angulas, solomillo, pescadito….(MArta grita que tambien polvorones…)

FELIZ NAVIDAD Y 2010!!!

22
Dic

Puente de Diciembre: Cusco

   Publicado por: admin  en Cusco, Viajes

En el puente de diciembre aprovechamos a ir a Cusco junto con María, amiga de Marta de Inglaterra (de cuando Marta estudió en Inglaterra, no de la reina Marta de Inglaterra, que ni siquiera existió…) y su marido, Nacho, y con Nuria y Leti, becarias ICEX en La Paz, Bolivia, y su compañera Miriam, del Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales también en La Paz. 

Esto es lo que dice la wikipedia sobre Cuzco, o Cusco como se la conoce aquí en Perú:

El Cuzco[] (quechua: Qusqu, Qosqo ), o Cusco (grafía oficial en el Perú), es una ciudad del sureste del Perú, país del cual es su capital histórica, es también capital del Departamento del Cuzco, ubicado en la vertiente oriental de la Cordillera de los Andes, en la cuenca del río Huatanay, afluente del Vilcanota.

Antiguamente, fue la capital del Imperio Inca y una de las ciudades más importantes del Virreinato del Perú. Declarada Patrimonio de la Humanidad en 1983 por la Unesco, llegando a ser comparada, debido a la gran cantidad de monumentos que posee, como la “Roma de América”[2] ; actualmente es el mayor destino turístico en el Perú, con una afluencia anual de cerca de un millón de visitantes anuales en el 2008.[]

Cuenta con una población aproximada de 390 mil habitantes, lo que la ubica entre las ciudades más pobladas del país.

Pero lo que ponen en letra pequeña es que se encuentra a 3.400 metros de altura, con lo que se tiene bastantes probabilidades de tener mal de altura, o Soroche. Y como lo que más recomiendan para evitar el Soroche es reposar unas horas nada más llegar para que el cuerpo se habitúe a la presión, pues nosotros decidimos hacer caso omiso, y tras un alegre reencuentro con la gente en el hostal Casa Elena, nos fuimos a montar a caballo.

Y allí íbamos todos en fila, atravesando barrizales y visitando ruinas, cual intrépidos aventureros, a 2 kilómetros por hora, un poco menos tal vez, y con los gritos de pánico de Marta y Miriam que se querían bajar del caballo. Resultados: unas cuantas fotos chulas y Marta con Soroche, insolación, la cara roja como un tomate y tomando oxígeno en el hotel (no de urgencia, como demuestra la foto) y dándose una crema que se usa para las radiaciones nucleares. Un show. Eso sin contar con los innumerables mates de coca que nos metimos (nada más llegar, cuatro vasos).

Luego hicimos el famoso city tour de Cusco, que de City no tiene nada. Consiste en ver un monasterio en la ciudad y una serie de ruinas que la rodean, con bloques de piedra espectaculares. Un tour basado sobre todo en los sistemas de construcción incas, con obras espectaculares, pero para las que lamentablemente no contamos con un buen guía, ya que el que teníamos se limitaba a insistir que nos sacáramos fotos con las piedras más pequeñas del Imperio Inca, sin explicar mucho más.

EL día siguiente se presentó bastante mejor. Tras un amago de quedarnos todo el día en el hotel, ya que Marta se encontraba mal, al final se animó y nos fuimos con todos a hacer el tour del Valle Sagrado. El Valle Sagrado es un Valle que debido a sus condiciones climatológicas permitía producir dos cosechas al año en lugar de una, por lo que se le consideraba un valle muy fértil y por tanto bendecido por los dioses. Por tanto, toda la producción se destinaba a las arcas del Inca. El valle está repleto de ruinas incas. Visitamos en primer lugar (nos perdimos la primera visita, Chincheros) Moray, una especie de anfiteatro de círculos concéntricos formados por terrazas en cada nivel de círculos, que en realidad era una especie de campo de ensayos de cultivos, de tal manera que al plantar maíz en cada círculo a distinta altura obtenían distintas variedades de maíz (lo mismo para las papas). En la zona se cultivan hasta 2.000 variedades distintas de maíz.

Posteriormente fuimos a las Salinas de Maras, una zona de “cultivo” de sal de la época preinca. Antiguamente la zona estaba sumergida en el mar. Por eso el valle cuenta con numerosos ríos subterráneos con agua salada, que si se canaliza bien da lugar a Salinas como ésta, ordenada en pequeñas terracitas. Cada 10 o 12 terracitas pertenecen a una familia distinta.

Tras visitar las salinas fuimos a Ollantaytambo, donde comimos y fuimos a las ruinas, que algunos consideran, como ruinas, más espectaculares que Machu Picchu (salvo, claro está, por el entorno en el que se ubican, ya que aunque la posición de Ollantaytambo es increíble, en medio del Valle y entre montañas gigantescas, Machu Picchu se encuentra en un entorno todavía más espectacular). El conjunto de las ruinas son un juego meteorológico, con zonas donde se señalan los equinoccios, mapas de la región y de Machu Picchu, figuras escarbadas en la montaña…y hechas también de bloques de piedra enormes.

Y de allí vuelta a Cuzco. Al día siguiente aprovechamos a descansar y ver Cuzco con más calma. La Plaza de Armas, el Barrio de San Blas, que es la zona bohemia de la ciudad…y nos despedimos de Nacho y María, que volvían a Lima para coger un vuelo al día siguiente de vuelta a casa. Mientras tanto, Leti, Nuria y Miriam fueron a ver Machu Picchu, que les encantó. Nosotros lo dejamos para la siguiente vez…

Y el martes, día de la Inmaculada Concepción, tuvimos la suerte de encontrarnos la Catedral abierta y con entrada gratuita, por lo que pudimos ver el magnífico altar de plata que hay dentro.

Y así, a grandes rasgos, pasamos el puente de diciembre. Me olvido de las pizzas, de las visitas a fábricas de alpaca, del acoso y derribo de comerciantes…pero eso ya son detalles para los que vengan a visitarnos…

 


contador de visitas
contador de visitas